Entradas

03
Nov

 

Apnea Obstructiva del Sueño

Tipos de Apnea Obstructiva del Sueño.

Existen tres tipos de Apnea en general:

– Obstructiva

Provocada por alteración (inflamación) de los tejidos blandos de la parte posterior de la garganta o por estrechez de ésta.

Esto ocasiona fuertes ronquidos y numerosas pausas de Apnea.

– Central

La causa es que el cerebro deja de enviar estímulos a los músculos respiratorios durante cortos periodos de tiempo, por disfunción en los centros respiratorios cerebrales por debido a patologías del Sistema nervioso central.

Es poco frecuente.

– Mixta

Es una Apnea que empieza como central y evoluciona a tener con componente obstructivo.

Síntomas

Existen  cinco etapas en el Sueño.

La primera y la segunda representan una transición entre sueño y vigilia y son de sueño ligero.

En estas etapas ocurren la mayoría de las Apneas.

Durante la tercera y cuarta etapas la persona descansa profundamente.

En la quinta etapa, los músculos están totalmente relajados por lo que cuando aparecen los episodios de Apnea más largos.

Una persona que padece Apnea del Sueño a menudo no es consciente de los episodios nocturnos que sufre y son los miembros de la familia los que lo advierten primero.

Los Síntomas principales de Apnea del Sueño son:

– Ronquido.

El paciente comienza a roncar muy fuerte al poco tiempo de dormirse.

El ronquido se vuelve cada vez más fuerte hasta que es interrumpido por una pausa sin respiración (Apnea).

Esta pausa va seguida de un resoplido o jadeo y poco después comienza de nuevo con el ronquido.

– Somnolencia excesiva durante el día debida a la mala calidad del sueño y esto puede dar lugar a:

Bajo rendimiento laboral.

Disminución de capacidad intelectual.  Accidentes laborales.

Accidentes de circulación. Puede dar lugar a fatiga crónica.

– Trastornos respiratorios.

– Trastornos cardiovasculares:

Hipotensión arterial.  Arritmias.

Angina de pecho o infarto de miocardio.0b8a88b088e3e9b836af0bdbef05bf5f5ae3a48d

Infarto cerebral. Hipertensión pulmonar.

– Trastornos psicológicos e intelectuales:

Dificultad de atención y concentración. Disminución de la libido.

Depresión y/o ansiedad. Cambios en el estado de ánimo.

Irritabilidad. Dolor de cabeza.  Hiperactividad en los niños.

Parece que pacientes que pasan más de un 12% de la noche con una saturación de oxígeno inferior al 10%, tienen dos veces más riesgo que la población normal de padecer cáncer.

 Diagnóstico del Síndrome de Apnea Obstructiva del Sueño

Se realiza mediante:

Información de la pareja del paciente que es quien observa el ronquido estrepitoso y las paradas en la respiración.

Estudio analítico general incluyendo función tiroidea.

Electrocardiograma.  Ecocardiograma.

Estudio del sueño o polisomnografía.

Este estudio es definitivo para el diagnóstico de Apnea del Sueño y de su severidad.

Para hacer el Diagnóstico de Síndrome de Apnea Obstructiva del Sueño es preciso que el paciente presente los siguientes síntomas:

Somnolencia diurna, fatiga, despertares con sensación de asfixia y alguno de los síntomas psicológicos descritos en la publicación anterior.

Hallazgos polisomnográficos patológicos.

Registro de esfuerzo respiratorio durante todo o parte del sueño.

Asegurarse de que los síntomas de Apnea no son debidos al uso de medicamentos u otras sustancias.

Complicaciones

Una Apnea del Sueño sin tratar puede aumentar el riesgo de sufrir:

Hipertensión.  Infarto de miocardio. Accidente cerebrovascular.

Obesidad.  Diabetes. Insuficiencia cardiaca.  Arritmias.

Accidentes de trabajo o de circulación.

Se sabe que empeora la enfermedad cardiovascular ya existente.

Tratamiento

El tratamiento depende de la severidad del cuadro que presente el paciente.

Se recomienda:

– Medidas generales:

Evitar el alcohol y medicamentos, como por ejemplo los sedantes, que relajan el sistema nervioso central.

No fumar.

Dieta sana para controlar el peso.

Evitar dormir boca arriba. De ambos lados o boca abajo se respira con mayor facilidad.

Utilizar almohadas especiales diseñadas con el fin de evitar ronquido y Apnea.

Dispositivos dentales cuando sean necesarios y útiles para mantener la mandíbula hacia adelante.

– Técnicas e instrumentos:

Aparatos de presión positiva sobre la vía aérea (CPAP). Suele tener un efecto rápido para evitar los ronquidos. Es el método más utilizado con buenos resultados, a pesar de que por lo aparatoso del sistema, el paciente tarde un tiempo en acostumbrarse a su uso.

Bi-PAP. Genera presiones adaptadas a las necesidades del paciente. No se utiliza apenas y su coste es superior al de la CPAP.

– Cirugía.

Puede ser una alternativa necesaria para algunos pacientes.

Existen varias técnicas aplicables según las características y necesidades de cada paciente.

Extirpar amígdalas y/o adenoides hipertróficos suele ser útil en los niños pero no en adultos.

.

El Tema: Apnea Obstructiva del Sueño,  ha sido revisado, elaborado y resumido por la Dra María Julia Romero Martín.  Especialista en Medicina Interna y Neurología.  Colegiada  Nº  49/556,  para publicar en:  www.tumedicoaltelefono.es

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.

Llámanos: 807 405 521 * Condiciones en
portada