jul 31

Cáncer de Faringe

Cáncer de Faringe

El Cáncer de la Cavidad Faríngea es aquella enfermedad en la que se forman células malignas en dicha cavidad.

El Cáncer de Cavidad Faríngea está incluido en el grupo de tumores de cabeza y cuello.

Por lo general aparece en una amígdala y desde ahí se disemina a tejidos adyacentes.

Predomina en el sexo masculino.

Hay mayor incidencia en edades comprendidas entre los 60 y 80 años.

Este cáncer suele estar asociado a otros tumores.

El 15% de los pacientes también suelen tener cáncer de boca, esófago y pulmón.

Entre el 10 y el 20% de las personas con Cáncer de Garganta van a desarrollar más tarde los tumores mencionados.

Causas y Factores de Riesgo

Los factores que se consideran de riesgo y se relacionan con este tipo de cáncer son:

Fumar o mascar tabaco.

Consumo excesivo de alcohol.cancerorofaringeo1

Alimentación con escasez de frutas y verduras.

Consumo excesivo de mate, que es una bebida muy común en América del Sur.

Infecciones víricas, sobre todo relacionadas con el virus del papiloma humano (VPH).

Masticar betel, que es un estimulante muy utilizado en algunas zonas de Asia.

Estadios o fases del Cáncer de Faringe

Se distinguen varias fases en este cáncer:

Fase O Estadio I. El tumor es pequeño, mide menos de 2 centímetros y está localizado. No se ha diseminado a los ganglios linfáticos más próximos.

Estadio II. Cuando el tumor mide más de 2 cm pero menos de 4 y no se a extendido a los ganglios linfáticos locales.

Estadio III. Si el tumor mide más de 4 cm o tiene cualquier tamaño, pero ya se ha diseminado a ganglios del cuello.

Estadio IV. Cuando el tumor se ha extendido a otros tejidos alrededor de la faringe y los ganglios del cuello pueden o no estar invadidos.

Estadio V. Cuando se ha diseminado a ambos lados del cuello y a cualquier ganglio.

Síntomas

Los síntomas y signos más característicos del Cáncer de Garganta son:

Dolor en la zona o molestias persistentes.

Irritación de garganta muy localizada que no se resuelve tras  2-3 semanas con tratamiento.

Ronquera persistente u otros cambios en la voz.  Dificultad para tragar.

Sensación de ruido en la parte posterior de boca o garganta, incluso retroesternal y/o dolor de cuello.

Dificultad para respirar o respiración con silbido.

Tos irritativa persistente o incluso tos con hemoptisis o emisión de sangre.

Inflamación del cuello con inflamación de los ganglios linfáticos que se palpan con facilidad.

Necesidad contínua de tragar, como si se tuviera un cuerpo extraño instalado en la garganta.

Dolor de oído del lado afectado.

Según el tamaño que vaya adquiriendo el tumor puede haber otros síntomas añadidos en relación con las estructuras que vaya comprimiendo o invadiendo el cáncer.

No comments yet.

Add a comment


siete − = 4

Show Buttons
Share On Facebook
Share On Twitter
Share On Google Plus
Share On Linkdin
Hide Buttons