oct 24

Celotipia o Celos Patológicos

Celos  Patológicos. Celotipia

William Shakespeare dijo que los Celos son un monstruo que nace y se alimenta a sí mismo.

Hablar de Celos Patológicos o Celotipia es hablar de infidelidad, tanto real como imaginaria, y en ocasiones no solo de infidelidad sexual sino de falta de una atención que el celoso cree que tiene que ir dirigida solamente a él.

En cuanto a la infidelidad sexual, parece ser que los celosos son personas infieles, o dispuestas a serlo, por lo que aplican el mismo patrón a su pareja.

Los Celos atentan contra el pilar fundamental de la relación que es la confianza. El celoso ignora el significado de esta palabra por lo que vive con una actitud vigilante en busca de signos que confirmen su sospecha.

Los Celos y la autoestima se pueden considerar como dos conceptos antagónicos.

La persona con Celos patológicos tiene generalmente una baja autoestima.

Celos, baja autoestima y sentido de `posesión van unidos en la persona celosa.images

Uno de los aspectos más destacables de la autoestima es la capacidad de desarrollar recursos para resolver dificultades.

Para compartir la vida con otra persona se requiere compromiso, autoexigencia, renuncia, empatía y tolerancia, pues todas estas cuestiones en conjunto es lo que se llama amor.

El celoso no quiere comprometerse, quiere que el otro viva completamente comprometido. No tiene autoexigencias, exige al otro. No renuncia a aficiones ni a posiciones, quiere que sea el otro el que renuncie. No siente empatía, no es capaz de ponerse en el lugar del otro, supone que es el otro el que tiene que ponerse constantemente en su lugar. Se tolera todo y no tolera apenas nada. En definitiva, no ama aunque está convencido de que los Celos son una manifestación de amor.

Los rasgos de personalidad de una persona celosa suelen ser: egocentrismo, desconfianza, dependencia, inseguridad y narcisismo, entre otros; y los sentimientos que prevalecen en ella son el enfado constante o la rabia, el victimismo, la impotencia y el miedo.

Como ya se indicó en la anterior publicación, hablar de Celotipia es hablar de pensamiento paranoico. El convencimiento del celoso sobre su verdad es total y cualquier cosa que suceda por acción o por omisión solo viene a confirmar sus sospechas.

Cómo detectar a una persona con Celotipia

Cuestiona a toda persona que se relaciona con su pareja: compañeros de trabajo, amigos o incluso familiares.

Trata de controlar sus movimientos: salidas, dónde está, objetos personales, teléfono, bolsos.

Comenta negativamente y critica constantemente lo que hace su pareja y sus gustos, si son diferentes a los suyos.

Las cuestiones personales son casi sus únicos temas de conversación.

Posee un carácter dominante que quiere controlar todo su entorno y considera completamente intolerable un mínimo control o crítica sobre él.

Tratamiento de la Celotipia

Parece que el celoso patológico sólo cede a someterse a tratamiento cuando su sufrimiento es tan grande que no lo puede soportar. Entonces puede buscar ayuda, si antes no se ha refugiado en el consumo de drogas o alcohol, que a su vez irán agravando su problema.

Es muy difícil que una pareja, en la que una de las partes sufra Celos Patológicos, pueda salir por sí sola de esta situación.

Para hacer frente al problema se han de someter a terapia de pareja.

Si hay adiciones de alcoholismo o de drogas, además ha de ser tratado por un psiquiatra, para llevar a cabo una deshabituación.

La terapia va encaminada a reforzar la autoestima y el complejo de inferioridad del celoso, que en el fondo se valora tan poco que piensa que cualquiera puede ser un rival, y a hacerle valorar los méritos de su pareja que es capaz de demostrar más compromiso, autoexigencia, empatía, tolerancia y autoestima, que él.

Razonamientos para superar los Celos

Todos somos razonablemente celosos, pero los Celos en un 90% son provocados por razones imaginarias y encubren inseguridad y miedo.

Tu pareja te ha elegido y está contigo porque quiere. Si no quiere no podrías retenerla. No se posee a nadie.

Te va a dar más seguridad si tratas mejor a tu pareja y eres más considerado con ella que si la maltratas con sospechas inciertas, porque en el fondo sabes que con ello cada día la alejas un poco más.

Los Celos enturbian la proporción de las cosas reales.

No generalices, ni catalogues, ni juzgues a los demás. Tampoco a tu pareja. Cada persona sigue distintas pautas de comportamiento.

Nunca conviertas la percepción en certeza.

Confía en tu pareja. La confianza es la base de una buena convivencia.

Evita pensamientos que te generan Celos.

Acepta que tu pareja tiene su mundo propio como tú tienes el tuyo y que lo bueno es la diferencia y la intersección.

Ni el alcohol ni las drogas van a solucionar tus problemas; al contrario, los aumentan y distancian a tu pareja.

Valorar a tu pareja solo aumenta tu valor.

En general no hagas aquello que no te gustaría que te hicieran a ti.

No comments yet.

Add a comment


dos + = 6

Show Buttons
Share On Facebook
Share On Twitter
Share On Google Plus
Share On Linkdin
Hide Buttons