feb 20

Humor. Sentido del Humor XIV. El Humor como Comunicación

 

Sentido del Humor

El Humor como Comunicación

En muchas ocasiones una palabra de reproche dicha con Humor se tolera mejor que una observación seria y además  permite una retirada honorable por parte de quien la recibe.

Hay que tener en cuenta que para que el  Humor sirva como comunicación sobre todo en un grupo, depende con frecuencia de la aptitud de unas personas para saber bromear y de las otras para dejarse tomar el pelo, siempre que no exista intención ofensiva.

 1 de Marzo: se busca cajero jefe.

1 de Abril: el Sr. Durán es nombrado cajero jefe.

1 de Mayo: se busca al Sr. Durán.imagesch

Si bien es cierto que en ocasiones el Humor también se puede utilizar en el grupo para aislar a uno de sus miembros, cuya compañía no resulta deseable para la mayoría.

Así mismo permite descargar la agresividad y las frustraciones del grupo de manera generalmente inocua.

El Humor puede llegar a ser el guardián de las normas del grupo.

“Un soldado francés le dice a un compañero antes de la batalla:-No hay nada que temer, he oído cómo el cura pedía a Dios que nos ayudara.

-Pero, responde el otro, yo he oído cómo el cura alemán pedía lo mismo.

-No seas tonto, ¿Desde cuando Dios entiende el alemán?.”

El Humor también ha servido y tiende a reducir las distancias dentro de la jerarquía. Pero a ver quien se atreve a no reírle un chiste al jefe, aunque no tenga maldita gracia….ni el chiste, ni el jefe al contarlo.

“No quiero seguir hablando sobre mi cuerpo,… pero algunos afirman que si estuviera en la India sería sagrada.”

“Consulta de pediatra. Una mujer joven entra con un niño recién nacido en brazos.

-Mire, Doctor, este bebé tiene muchos gases, llora continuamente y no mama absolutamente nada.

-Sáquese el pecho, dice el médico.

La mujer titubea, enrojece y ante la insistencia del médico que se lo repite varias veces, descubre un pecho. El pediatra se lo palpa y dice

-Pobre niño. Cómo va a mamar si no tiene usted ni una sola gota de leche.

-Pero,  responde la joven abochornada…es que… yo soy su tía.”

No comments yet.

Add a comment


8 − cinco =

Show Buttons
Share On Facebook
Share On Twitter
Share On Google Plus
Share On Linkdin
Hide Buttons