ago 1

Enfermedad de Crohn. Síntomas

Enfermedad de Crohn

Síntomas de la Enfermedad de Crohn

Los síntomas varían dependiendo del tramo del aparato digestivo en el que esté localizada la enfermedad.

Aparecen en los brotes y pueden ser más o menos graves dependiendo de cada paciente. Incluso en un mismo paciente los síntomas pueden ser de distinta intensidad en cada uno de los brotes.

Los síntomas principales y más comunes van a ser:

Dolor abdominal de mayor o menor intensidad, unas veces continuo y otras de tipo cólico.

En ocasiones puede aparecer fiebre.

Fatiga, cansancio continuo.images

Inapetencia, malestar general y pérdida de peso como consecuencia de comer menos.

Diarrea acuosa persistente.

Dolor en el recto al hacer deposiciones (tenesmo)

Otros síntomas que pueden aparecer son los siguientes:

Sangrado rectal o sangre mezclada con las heces.

Úlceras en la boca y/o encías inflamadas

Inflamación y dolores articulares.

Episodios de estreñimiento, alternando con la diarrea.

Inflamación de los ojos.

Fístulas. Generalmente en el área del recto.

Lesiones (generalmente úlceras) en la piel.

Los niños con Enfermedad de Crohn pueden sufrir retraso en el crecimiento y desarrollo.

Diagnóstico de la Enfermedad de Crohn

El diagnóstico se va a realizar mediante:

Historia clínica. Por los síntomas que refiere el paciente.

Exploración física, (que no suele aportar datos específicos).

En la analítica de sangre pueden aparecer alterados:

Albúmina.

Proteína C reactiva.

Hematíes, hemoglobina y Hematocrito, si el paciente ya tiene anemia.

Velocidad de sedimentación sanguínea.

La serie blanca (leucocitos)

Las pruebas de función hepática.

Entre las pruebas de imagen se pueden realizar:

Enema opaco o tránsito gastroduodenal. Esta prueba ya no se suele hacer.

Colonoscopia, sigmoidoscopía o enteroscopia, según la indicación en cada caso concreto.

Tomografía Axial Computarizada (TAC) de abdomen

Resonancia Magnética de abdomen.

Posibles Complicaciones de la Enfermedad de Crohn

En fases avanzadas de la enfermedad o en los brotes que no responden bien al tratamiento pueden aparecer:

Abscesos intestinales.

Suboclusión u obstrucción intestinal.

Fístulas desde el intestino a vejiga, piel o vagina.

Inflamaciones articulares.

Piodermia (lesión de la piel) gangrenosa.

Eritema nodoso (nódulos inflamatorios en la piel).

Deficiencia nutricional, sobre todo deficiencia de vitamina B12.

Complicaciones del tratamiento con corticoides, como pueden ser osteoporosis y fracturas óseas.

 

No comments yet.

Add a comment


9 − = siete

Show Buttons
Share On Facebook
Share On Twitter
Share On Google Plus
Share On Linkdin
Hide Buttons