nov 24

Neumonía. Síntomas

 

Neumonía

La Neumonía es una infección del parénquima Pulmonar.

Esta enfermedad es causa de morbilidad y mortalidad importantes y a pesar de ello a menudo se diagnostica y se trata de forma equivocada.

La mayoría de las veces es una enfermedad infecciosa, pero no siempre es así.

Puede afectar a un segmento del lóbulo pulmonar, a un lóbulo completo, a los alvéolos próximos a los bronquios, o al tejido intersticial pulmonar.

Puede evolucionar como un cuadro leve que ni necesita hospitalización, pero también puede llegar a ser una enfermedad grave o incluso mortal en personas de edad avanzada e individuos que están inmunodeprimidos.

Aunque hay numerosas clasificaciones de las Neumonías, entre ellas se distinguen dos grandes grupos: la Neumonía extrahospitalaria o adquirida fuera de un hospital,  y la Neumonía nosocomial o adquirida tras estar 48 horas en el hospital, una persona que ingresó por otra causa.

En esta publicación se va a tratar fundamentalmente de las Neumonías extrahospitalarias.

Clasificación

Las Neumonías se van a clasificar de la siguiente forma:

1.- Según el agente que las causa. Entre ellos los mas frecuentes van a ser:

Neumocócica (producida por un neumococo).  Por una legionella.

Estafilocócica (por estafilococo).  Por klebsiella.

2.- Según la reacción del paciente a la infección, que puede ser:

Una Neumonía  supurada o una  Neumonía fibrinosa.

3.- Según la localización de la infección

Neumonía lobar. Está en un lóbulo pulmonar.

Neumonía intersticial. Localizada en el intersticio del pulmón.

Neumonía multifocal o bronconeumonía. La infección se localiza en bronquiolos, alveolos e intersticio pulmonares.

4.-Según el lugar donde se haya adquirido

Adquiridas en la comunidad ( o haciendo vida normal en la calle). Las más frecuentes son la producida por el neumococo, la Neumonía por un Mycoplasma y por la Chlamydia.  La frecuencia de este tipo de Neumonías es de alrededor del 3-5 casos por cada 1000 personas, al año, con una mortalidad entre el 5 y el 15%.

Neumonías hospitalarias o nosocomiales. Están producidas por gérmenes hospitalarios que son más raros e infrecuentes  y presentan mayor mortalidad.

       Otra clasificación de las Neumonías puede ser la siguiente:

1.- Neumonías infecciosas

Bacterianas. Víricas. Por hongos. Atípica.

Asociada a ventilación mecánica. Síndrome agudo respiratorio

2.-Neumonías causadas por agentes infecciosos o no infecciosos

Neumonía por aspiración.  Neumonía lipoidea.

Neumonía eosinófila. Neumonía química. Bronquiolitis obliterante.

Síntomas de Neumonía

La Neumonía suele estar precedida por una enfermedad como el catarro común, o sobre todo por  una gripe.

El paciente va a presentar fiebre elevada que dura más de tres días, acompañada de escalofríos intensos.

Aparece tos frecuente, que suele acompañarse de expectoración mucopurulenta y en ocasiones de hemoptisis (o expectoración con sangre).

Va a haber compromiso importante del estado general con cansancio intenso, dolor de cabeza, falta de apetito, malestar general notable.

Aparece dolor en el pecho, en la zona del tórax correspondiente a la Neumonía, que se intensifica con la respiración profunda y con la tos.

La frecuencia respiratoria está aumentada (se respira más rápido).

A veces se oye quejido asmático cuando respira el paciente.

En ocasiones hay aleteo nasal. Este signo consiste en que las fosas nasales se abren y se cierran con la respiración y aparece sobre todo en niños.

En el examen físico del paciente se puede apreciar.

Retracción de las costillas al respirar.

Taquicardia o frecuencia cardíaca aumentada

Fiebre elevada. Sudoración. Escalofríos.

Tensión arterial baja.

A la auscultación el médico puede percibir disminución del murmullo vesicular, crepitaciones y en ocasiones un sonido específico que se conoce con el nombre de soplo tubárico.

En los niños, cuanto más pequeños, la sintomatología es más acusada y hay mayor sensación de gravedad.

En personas mayores de 65 años, las manifestaciones clínicas suelen ser más sutiles que las encontradas en personas jóvenes, aunque con frecuencia se acompañan de confusión mental, mayor a temperatura corporal más elevada.

Diagnóstico de Neumonía

El diagnóstico se realiza en primer lugar por los síntomas clínicos.

La radiografía postero-anterior y lateral de tórax muestra la típica zona pulmonar condensada, que basta para confirmar el diagnóstico.

Para determinar el tipo de germen que la produce se realiza un cultivo de esputo.

Si en la radiografía se observa la existencia de derrame pleural (líquido entre la pleura y el pulmón) se puede hacer un cultivo de este líquido, que se obtiene mediante una punción torácica.

Dependiendo de los casos, de las características de la enfermedad y de las dudas que ofrezca el diagnóstico se pueden necesitar otras pruebas:

-Analítica general para verificar cómo están los leucocitos.

-Gasometría para determinar el nivel de oxígeno en la sangre.

-TAC de tórax.

-Broncoscopia.

.

El Tema:  Neumonía. Síntomas,  ha sido revisado, elaborado y resumido por la Dra María Julia Romero Martín,  Especialista en  Medicina Interna y Neurología,  Colegiada  Nº  49/ 556,  para publicar en:    www.tumedicoaltelefono.es

No comments yet.

Add a comment


8 − siete =

Show Buttons
Share On Facebook
Share On Twitter
Share On Google Plus
Share On Linkdin
Hide Buttons