Entradas

12
Oct
                                                  
 

Síndromes Paraneoplásicos (continuación)

Anemia

Es frecuente la presencia de Anemia en personas con cáncer, pero además la Anemia se puede presentar aislada, como Síndrome Paraneoplásico.

Se dan diversos Tipos de Anemia en pacientes con cáncer:

Anemia debida a la enfermedad crónica que es el cáncer en muchos casos.

Anemia debida a que el tumor invade la  médula ósea.

Anemia que se produce como efecto secundario a la quimioterapia o la radioterapia que en muchos casos se aplica como tratamiento a los pacientes con cáncer.

Aplasia pura de la serie roja. La médula espinal deja de producir hematíes y plaquetas debido a la enfermedad tumoral y como consecuencia aparece una Anemia.

Anemia hemolítica autoinmune. Producida por mecanismos autoinmunes que puede generar la propia neoplasia

Anemia ferropénica en tumores en los que exista una  pérdida crónica de sangre, como en los de estómago o colon.

Anemia por hiperesplenismo, es decir,  por crecimiento excesivo del bazo

La Anemia de proceso crónico es la más típica del Síndrome Paraneoplásico.

Cada tipo de Anemia suele asociarse a una clase diferente de cáncer.

Granulocitosis

El aumento de granulocitos no asociado a infección, es frecuente en:

Enfermedad de Hodgkin.  Linfomas.

Tumores de estómago, pulmón y páncreas.

Melanoma maligno.

Eosinofilia y Basofilia

O disminución de eosinófilos y basófilos (células sanguíneas de la serie blanca) se asocian sobre todo a:

Enfermedad de Hodgkin.

Micosis fungoide.

Procesos mieloproliferativos.

Trombocitosis37997hd

O aumento de plaquetas en sangre. Es frecuente en pacientes con cáncer y se asocia a:

Enfermedad de Hodgkin.

Linfomas. Leucemias.

Trombocitopenia

O disminución de plaquetas en sangre. Suele ser secundaria a tratamientos con quimioterapia y radioterapia, a coagulación intravascular diseminada, o a infiltración tumoral de la médula ósea.

Tromboflebitis Migrans

Se denomina así a la aparición de Trombosis venosas de repetición en localizaciones atípicas. Es una complicación sumamente grave con elevada mortalidad.

Se asocia sobre todo a:

Cáncer de páncreas.

Tumores de mama, ovario, próstata y pulmón.

Tumores digestivos.

Coagulación intravascular diseminada (CID)

Los trastornos de la coagulación son frecuentes en pacientes con cáncer.

La CID es un proceso muy grave que conlleva una elevada mortalidad.

Se asocia sobre todo a:

Leucemia promielocítica aguda.

Adenocarcinomas.

Otros Síndromes Paraneoplásicos

Endocarditis Trombótica Abacteriana

Esta Endocarditis típicamente aparece en las válvulas de las cavidades izquierdas cardiacas.

Se asocia fundamentalmente al adenocarcinoma de pulmón, aunque ha sido descrita en el curso de otros adenocarcinomas  como por ejemplo el de páncreas o el de  próstata.

Enteropatía Pierde-proteínas

Se trata de una afección caracterizada por la excesiva pérdida de proteínas séricas a través del tracto gastrointestinal, que condiciona la aparición de hipoproteinemia.

Se caracteriza porque el problema es que disminuye la vida media de las proteínas o sea que son activas menos tiempo del normal,  sobre todo de la albúmina.

Este síndrome puede aparecer asociado a cualquier tipo de tumor, pero sobre todo al de pulmón y mama.

Anorexia y Caquexia

Es un trastorno nutricional asociado al cáncer como resultado de diversas alteraciones metabólicas.

Se caracteriza por un deterioro físico progresivo, con una delgadez excesiva y llamativa de quién lo padece.

Los pacientes que además de soportar un cáncer tienen una gran pérdida de peso, tienen una supervivencia más corta, mayor incidencia de infecciones y peor cicatrización de cualquier tipo de heridas pero sobre todo de las quirúrgicas.

Se asocia a cualquier tipo de cáncer.

Degeneración Cerebelosa Paraneoplásica

Puede asociarse a cualquier tumor maligno, pero es más frecuente en los tumores pulmonares conocidos como “de células pequeñas”,  en los ginecológicos, sobre todo de ovario y mama yen la enfermedad de Hodgkin.

Aparecen trastornos en la  marcha que es de tipo atáxico, que progresa en semanas o meses. Se acompaña de dismetría, disartria, nistagmo, vértigo y diplopía.

Aunque la enfermedad se estabilice (el tumor) deja en el paciente secuelas graves.

Es la complicación neurológica más frecuente tras las neuropatías paraneoplásicas.

Opsoclonus-mioclono paraneoplásico

Es un Síndrome Paraneoplásico poco frecuente.

Se presenta en el 2-7% de niños con neuroblastoma y rara vez en adultos con cáncer de pulmón o de mama.

Se caracteriza por la presencia de movimientos oculares involuntarios multidireccionales y desorganizados.

Se pueden presentar aislados o asociados a mioclonos generalizados.

Este Síndrome precede al diagnóstico del tumor en un tercio de los casos.

Algunos pacientes presentan recaídas y remisiones espontáneas.

En general la evolución tiende a ser independiente del tumor original.

 

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.

Llámanos: 807 405 521 * Condiciones en
portada