Entradas

12
Jun

Botulismo

El Botulismo es una enfermedad paralizante producida por una neurotoxina muy potente elaborada por el bacilo Clostridium Botulinum.

Se han descrito hasta ocho tipos de toxinas diferentes.

Los síntomas suelen comenzar a manifestarse por la cabeza y se van extendiendo a las extremidades.

La enfermedad puede clasificarse en:

Botulismo transmitido por elementos.

Botulismo de heridas.

Botulismo infantil por ingestión de esporas.

Botulismo del adulto por ingestión de esporas.images 01

Botulismo indeterminado.

El Botulismo aparece en todo el mundo.

Maneras de manifestarse el Botulismo

Botulismo del lactante

Es la forma más frecuente y se da sobre todo en lactantes menores de 6 meses.

La intensidad del proceso va desde formas leves en las que el niño deja de ganar peso a formas fulminantes con muerte inmediata.

Botulismo alimentario

En el caso concreto del Botulismo alimentario se puede producir la intoxicación de las siguientes formas:

A través de un alimento que se va a conservar y que previamente se contamina por esporas.

Mediante un alimento que antes de consumir, no se caliente hasta una temperatura que destruya la toxina.

Cuando los métodos de conserva no eliminan las esporas pero mata otras bacterias de la putrefacción que de estar presentes podían inhibir el crecimiento de la toxina en el alimento.

Después de ingerir la toxina, el periodo de incubación suele ser de 18 a 36 horas o, a veces, días, dependiendo de la cantidad de toxina ingerida.

El síntoma característico es una parálisis descendente, simétrica, que puede llevar a la muerte por insuficiencia respiratoria.

Las primeras manjfestaciones van a corresponder a alteraciones de los nervios craneales. Aparece en primer lugar visión doble y trastornos del habla. Posteriormente se afectan cuello, brazos, tórax y piernas, con una parálisis progresiva.

Suele haber fiebre elevada.

Pueden aparecer náuseas, vómitos y dolor abdominal antes o después del comienzo de la parálisis.

Unos pacientes suelen permanecer conscientes y orientados pero en ocasiones pueden tener agitación o somnolencia.

Frecuentemente hay estreñimiento intenso, obstrucción intestinal o retención de orina.

Botulismo de las heridas

En heridas traumáticas muy contaminadas pueden germinar esporas del Clostridium  Botulinum y dar lugar a una enfermedad con síntomas similares a los del Botulismo alimentario.

Diagnóstico

Se debe sospechar Botulismo en pacientes con fiebre y que presentan una parálisis simétrica descendente.

La determinación de la toxina en restos orgánicos (heces, vómitos, etc) es difícil de realizar.

Hay alteraciones en el electromiograma y en el test de Tensilon, que no son determinantes para el diagnóstico.

Tratamiento

Se ha de hospitalizar al paciente y vigilar todas las constantes vitales mediante monitorización.

Intubación si hay problemas respiratorios.

Tras hacer extracción de sangre para analizar se administra la toxina específica, sin esperar los resultados de esa analítica.

Se ha de realizar tratamiento específico de los síntomas que presenta cada paciente.

Pronóstico

Gracias a los cuidados que se llevan a cabo en las Unidades de Vigilancia Intensiva, la mortalidad ha disminuido notablemente aunque hay pacientes que llegan a necesitar respiración asistida durante meses.

La mortalidad es más elevada en pacientes mayores de 60 años.

Es una enfermedad de declaración obligatoria que hay que poner en conocimiento de las autoridades sanitarias en cuanto existe sospecha de que, por los síntomas que presenta un paciente,  puede tratarse de Botulismo.

.

El Tema:  Botulismo. Intoxicación por Botulismo,  ha sido revisado, elaborado y resumido por la Dra María Julia Romero Martín.  Especialista en Medicina Interna y Neurología.  Colegiada  Nº  49/556,  para publicar en:   www.tumedicoaltelefono.es

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.

Llámanos: 807 405 521 * Condiciones en
portada