Entradas

02
Jun

 

Pesario Vaginal

¿Qué es un Pesario Vaginal?

Es un dispositivo de plástico que se coloca dentro de la vagina para sujetar al útero, vejiga o recto cuando cualquiera de estos se han descolgado (caído) de su posición normal.

Prolapso de útero, significa que el útero está caído, descendido dentro de la vagina, porque se han debilitado los músculos y ligamentos que lo sujetan.

Se denomina Cistocele a la caída de la vejiga o que ha descendido hacia la vagina, también por debilidad de sus sistemas de sujeción.

Cuando la pared posterior del recto está debilitada y éste forma una hernia hacia el interior de la vagina, se llama Rectocele.

Tanto el prolapso de útero como el cistocele o el rectocele se pueden corregir mediante tratamiento quirúrgico.utero_anillo_imagen

En ocasiones (son muy pequeños o no está indicada la cirugía) estas alteraciones se pueden sujetar dentro de la vagina mediante el dispositivo conocido con el nombre de Pesario, para que no continúen descolgándose.

El Pesario tiene distintos tamaños.

El Ginecólogo pone a la paciente el que se adapte a las características anatómicas de su vagina, para que la mujer se sienta cómoda.

Tras colocar por primera vez un Pesario, se ha de volver a la consulta del Ginecólogo en unos pocos días para verificar que está bien situado y no se ha desplazado del lugar donde le corresponde estar.

Posteriormente la mujer ha de acudir a revisiones clínicas, con la periodicidad que le marque el especialista.

Así mismo, el médico ha de indicar la frecuencia de limpieza del Pesario (con agua y jabón).

Hay Pesarios que se pueden utilizar durante el coito.

El Pesario se puede caer si la mujer portadora hace algún esfuerzo mayor de lo normal o levanta un peso excesivo, pero en general se sujeta perfectamente bien.

Si se sale con facilidad es porque se ha colocado uno demasiado pequeño y hay que sustituirlo por uno que se adapte mejor a las características de la mujer.

Efectos secundarios del Pesario

No son frecuentes, pero la mujer portadora de un Pesario puede presentar:

  • Más flujo de lo habitual.
  • Olor vaginal desagradable.

Existen geles específicos para ello.

  • Irritación vaginal.

Se utiliza crema de estrógenos en mujeres posmenopáusicas para solucionar la irritación.

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.

Llámanos: 807 405 521 * Condiciones en
portada