ene 1

Rinitis Alérgica

 

Rinitis Alérgica

La Rinitis es la inflamación de la mucosa nasal.

La mucosa nasal es la capa que recubre la zona interna  interna de la nariz.

Sucede generalmente en procesos infecciosos de vías respiratorias altas y suele ser típica de los resfriados o catarros y acompañar en gripe, faringitis o laringitis.

También es un síntoma típico de alergia y a ésta es a la que nos vamos a referir.

La Rinitis Alérgica puede ser:

Estacional:

Producida por pólenes.

Perenne:

Generalmente por ácaros del polvo doméstico, por agentes del medio laboral o por contacto con animales.

Según la duración de los síntomas:

Intermitente, dura menos de 4 días ö 4 semanas consecutivas.

Persistente, dura más de 4 semanas consecutivas

Según la gravedad:

Leve, con apenas sintomatología.

Moderada – grave, con alguna de estas manifestaciones;

Crisis de estornudos.

Picor de ojos, lagrimeo, ojos rojos.

Picor de nariz.

Goteo nasal de agüilla transparente.

Congestión nasal con sensación de taponamiento.

 En general la gravedad de la Rinitis la determina el impacto que tengan los síntomas en las actividades de la vida diaria; rendimiento en el trabajo, en el deporte, etc.

Diagnóstico

Se realiza mediante la historia familiar, síntomas y las pruebas de alergia.

Es frecuente la asociación de Asma alérgica con Rinitis alérgica. El Asma es como el paso siguiente a la Rinitis

Entre el 20 y el 40 % de los pacientes con Rinitis padecen Asma, y del 70 al 80 % de los asmáticos padecen Rinitis.

Una Rinitis alérgica puede comenzar con Rinitis y al cabo del tiempo derivar en asma.

Tratamiento de la Rinitis Alérgica.

En primer lugar hay que tomar Medidas Preventivas lógicas, como es el evitar contacto con los agentes que la están produciendo (polvo, pólenes etc).

En segundo lugar está el Tratamiento Farmacológico. Los medicamentos que se utilizan son

Antihistamínicos orales.  Es el tratamiento más común y suele ser eficaz

Descongestionantes nasales tópicos que se utilizan cuando los antihistamínicos orales no son suficientes para evitar totalmente los síntomas. La indicación es usarlos como máximo de 7 a 10 días para evitar la Rinitis medicamentosa o adicción a estos fármacos.

Glucocorticoides. Su uso está indicado en casos graves, cuando el proceso agudo no cede con antihistamínicos

En tercer lugar están las medidas preventivas, que es:

La Inmunización mediante vacunas específicas para cada paciente.

El Tema:  Rinitis Alérgica,  ha sido revisado, elaborado y resumido por la Dra María Julia Romero Martín,  Especialista en Medicina Interna y Neurología,  Colegiada  Nº 49/556,  para publicar en:   www.tumedicoaltelefono.es

No comments yet.

Add a comment


+ siete = 14

Show Buttons
Share On Facebook
Share On Twitter
Share On Google Plus
Share On Linkdin
Hide Buttons