Entradas

16
Jul

 

Sífilis Congénita

Síntomas de Sífilis Congénita.

En la Sífilis Congénita se van a dar una serie de hallazgos clínicos que pueden afectar por separado a la placenta, al feto o al niño recién nacido

Síntomas en la Placenta.

La placenta que sufre una infección por el bacilo de la Sífilis es una placenta característica. Es llamativamente gruesa o aumentada de espesos y aumentad de tamaño o más  grande de lo normal.  Además, en lugar de tener el color rojizo sangrante característico es de un tono extrañamente  pálido.

Síntomas en el Feto en desarrollo:

Ss la Sífilis afecta al feto en cualquiera de sus etapas del desarrollo por un lado, si es al final del embarazo la infección es causa de prematuridad.

Si afecta al feto en etapas más tempranas, la Sífilis es causa de muerte intrauterina con o sin aborto espontáneo.En ocasiones hay que extraer al feto tras diagnosticar su muerte

Al extraerlo,el feto tiene aspecto extraño con apariencia de maceración y presenta un abdomen muy prominente.

Síntomas de Sífilis Congénita en los Niños Recién Nacidos

Abdomen globuloso y prominente porque tiene Hepatoesplenomegalia o sea hígado y bazo aumentados de tamaño considerablemente.

Anemia hemolítica por destrucción de los hematíes.

La temperatura elevada en mayor o menor grado

Irritabilidad, nerviosismo, el bebé llora continuamente

Suele presentar también una llamativa rinitis sanguinolenta y/o acuosa.

Pénfigo palmo-plantar y otra serie de alteraciones de la piel

Al paso de las semanas el bebé no va a aumentar de peso.

Tienen erupciones en boca, genitales y ano. Las de la boca impiden o dificultan que se alimenten de forma adecuada

También tiene lesiones óseas, tales como osteocondritis y periostitis.

Edemas generalizados, con aspecto inflamado de manera general, debido a la existencia de un síndrome nefrótico.

Corioretinitis y otras alteraciones visuales, algunas de ellas revisten bastante gravedad y pueden conducir al bebé a la ceguera completa.

Neumonitis o infecciones pulmonares  Pancreatitis o inflamación del páncreas.

Inflamación intestinal lo que conlleva alteraciones del ritmo gastrointestinal con diarreas frecuentes. Esto colabora, junto con la alteración de la alimentación a que el niño no gane peso.

Rash maculopapular y otras alteraciones dérmicas

 Síntomas de Sífilis Congénita en Bebés mayores y en Niños pequeños

La enfermedad se manifiesta con los siguientes signos y síntomas:

Retraso evidente y grave en el crecimiento del niño. Cuanto más grave sea la manifestación de la enfermedad mayor retraso en el crecimiento va a presentar

Opacidad de córnea unilateral o bilateral y otra serie de alteraciones oculares graves que pueden terminar en una ceguera total.

Pueden presentar los niños hipoacusia grave o llegar a tener sordera completa.

Anormalidad en la dentadura a medida que ésta comienza a aparecer. Los dientes están alterados en su forma y suelen estar muy mellados.

Los huesos de la nariz están como acabalgados, unos encima de otros, dando al niño un aspecto facial muy extraño.

En el sistema músculo- esquelético, se presentan una serie de anormalidades tales como engrosamiento notable o inflamación de una serie de articulaciones, en ocasiones de forma simétrica y otras de un lado del cuerpo si y de otro no. Además hay Dolores óseos y articulares persistentes, de mayor o menor intensidad según la gravedad de la enfermedad.   Otra característica de la alteración del sistema óseo de estos niños, es que los bordes tibiales conocidos como Espinillas, están afilados, lo que se conoce como «en forma de sable».

Estos niños con Sífilis Congénita también van a tener cicatrices características situadas alrededor de la boca, de los genitales y del ano.

En general terminan haciendo alteraciones de riñón graves como un Síndrome nefrótico y en consecuencia presentan retención de agua o edemas generalizados.

En fases más avanzadas llegan a tener afectación neurológica que se manifiesta en primer lugar por una Leptomeningitis. Posteriormente hay alteraciones en la circulación del líquido cefalorraquídeo y en consecuencia una Hidrocefalia progresiva, con aumento del tamaño del cráneo si el niño es pequeño y no han cerrado las fontanelas. Parálisis de pares craneales. Atrofia óptica. Infartos cerebrales.

Arco palatino alto, etc.

Alguno de estos síntomas, si el bebé sobrevive, serán irreversibles y crónicos.

Tratamiento

Al recién nacido se le administra Penicilina en varias dosis, para tratar todas las formas de Sífilis.

Posteriormente ha de permanecer sometido a revisiones periódicas exhaustivas por parte de su Pediatra.

.

El Tema: Sífilis Congénita. Síntomas y Tratamiento, ha sido revisado, elaborado y resumido por la Dra María Julia Romero Martín. Especialista en Medicina Interna.  Colegiada  Nº  49/556,  para publicar en:  www.tumedicoaltelefono.es

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.

Llámanos: 807 405 521 * Condiciones en
portada