dic 2

ATAXIA Cerebelosa

Ataxia Cerebelosa

Se llama ATAXIA a la falta de coordinación de movimientos.

Esta falta de coordinación puede afectar a extremidades superiores, inferiores, al tronco, a los movimientos oculares, al habla o al mecanismo de deglución.

Esta incoordinación se debe a la afectación del cerebelo (que es quien se encarga de coordinar nuestros movimientos)  o a la alteración de  sus vías de conexión con el resto del sistema nervioso central.

Hay que distinguir la Ataxia Cerebelosa de la Seudo-ataxia que acompaña al vértigo, cuando existe una lesión del nervio estatoacústico.

Esta seudo-ataxia se acompaña siempre de vértigo.

En cambio, la Ataxia Cerebelosa no se acompaña de vértigo y se caracteriza por una marcha inestable, incoordinación manual y temblor grueso con los movimientos.

La Ataxia puede clasificarse en:

1) Ataxia Simétrica y Progresiva. O sea que afecta a ambos lados del cuerpo por igual y los síntoma se van acentuando con el paso del tiempo. Además esta forma de Ataxia se puede presentar de tres maneras, Aguda, Subaguda o Crónica

-Aguda.  Como su nombre indica aparece de forma brusca, en pocas horas o días y puede ser debida a:

Intoxicación por alcohol, barbitúricos u otros agentes.

Exposición a inhalación de gasolina, pegamento etc.N-SINTOM

Por infecciones víricas, legionella, etc.

- Subaguda. Los síntomas aparecen a lo largo de  unas  semanas o pocos meses y puede deberse a:

Combinación de alcoholismo y desnutrición.

Hiponatremia.

Tumores.

Paraneoplásica.

Ataxia progresiva subaguda.

- Crónica. Esta forma de enfermedad se va instaurando lentamente, a lo largo de meses o años y puede ser debida a:

Trastornos hereditarios.

Alteraciones metabólicas.

Hipotiroidismo.

Infecciones crónicas.

2) Ataxia Focal

Afecta a un solo lado del cuerpo y de forma muy focalizada

Esta Ataxia puede presentarse de dos formas, a saber:

- Forma aguda.  Como su nombre indica se presenta de manera brusca y suele deberse fundamentalmente a:

Accidente cerebrovascular, localizado en el Cerebelo, y que puede ser generalmente, infarto isquémico, hemorragia cerebelosa o hematoma subdural.

Absceso por infección bacteriana en el Cerebelo o estructuras próximas.

- La forma subaguda se desarrolla de manera lenta. Los síntomas aparecen uno tras otro, y se van acentuando a medida que pasa el tiempo.  Las causas más frecuentes suelen ser:

Tumor de fosa posterior o bien localizado en el Cerebelo o bien localizado en estructuras próximas y ejerce compresión sobre aquel.

Metástasis de otros tumores que también pueden estar localizadas en el mismo Cerebelo a cercanas a él.

Linfoma que afecte al sistema nervioso central.

Leucodistrofias congénitas con alteración cerebelosa.

Esclerosis múltiple.  Cuando aparecen placas de esclerosis en el Cerebelo o en sus vias nerviosas de comunicación.

Sida, con complicaciones neurológicas.

Quiste congénito de la fosa posterior que afecte al cerebelo.

Malformaciones congénitas del sistema nervioso central que cursen con Ataxia Cerebelosa.

No comments yet.

Add a comment


cuatro − = 2

Show Buttons
Share On Facebook
Share On Twitter
Share On Google Plus
Share On Linkdin
Hide Buttons