Entradas

18
Jun

Anosmia o falta de Olfato

Recibe el nombre de Anosmia la pérdida, del sentido del olfato.

El olfato funciona mediante un complejo sistema neuronal que comienza en la mucosa nasal desde donde, mediante impulsos nerviosos, las sensaciones olfativas llegan al cerebro para allí ser procesadas.

Si en un punto del recorrido de estas corrientes nerviosas entre la nariz y el cerebro hay alguna alteración, dejan de percibirse olores total o parcialmente.

Puede haber pérdidas parciales de olfato.

La Anosmia es la pérdida total del olfato. Se trata de una patología que se conoce desde hace siglos y a veces afecta de forma grave a la calidad de vida de quienes la padecen.

Parece que la pérdida de olfato genera inseguridad en las relaciones sociales, aumenta el riesgo de accidentes y el de padecer depresión.

Las causas de la Anosmia pueden ser congénitas o adquiridas.

La congénita, como su nombre indica, se padece desde el nacimiento.

La Anosmia adquirida puede tener diversas causas tales como las que se mencionan seguidamente:

– Causas infecciosas, como catarros, rinitis, sinusitis o gripes. En estos casos la Anosmia desaparece cuando lo hace la causa que la provoca.

– Causas estructurales como pólipos, tumores, desviación de tabique nasal, rinoplastias y cuerpos extraños en nariz. También en estos casos, al desaparecer la causa, desaparece la Anosmia.

– Causas neurológicas. Se trata de enfermedades neurológicas como aneurismas, tumores, enfermedad de Alzheimer, enfermedad de Parkinson, esclerosis múltiple o diabetes. En algunos casos la Anosmia desparece al eliminar la causa. En caso de enfermedades degenerativas, no suele remitir.

Síntomas

El síntoma principal es la pérdida de olfato que se suele acompañar una disminución del sentido del gusto.

Dependiendo de la causa el inicio puede ser brusco o progresivo.

También pueden aparecer otros síntomas asociados en función de la causa que origina la Anosmia.

Las Anosmias infecciosas suelen cursar con rinorrea, malestar, taponamiento de fosas nasales, tos, fiebre…En ocasiones aparece sangrado por la nariz.

Para valorar los síntomas acompañantes hay que realizar al paciente un pequeño interrogatorio y hacer exploración de la mucosa nasal para determinar la causa.

Para hacer el diagnóstico se pueden necesitar pruebas analíticas, radiografías, TAC o Resonancia Magnética.

Tratamiento

Siempre dependerá de la causa.

Las Anosmias infecciosas se suelen tratar con antihistamínicos, antiinflamatorios o corticoides de aplicación local.

Las de origen obstructivo, como pólipos, desviación del tabique nasal o tumores, se tratan con cirugía.

Las congénitas y las debidas a alteraciones degenerativas cerebrales no tienen tratamiento.

Se puede hacer prevención de las enfermedades infecciosas como en gripes y catarros.

Posibles complicaciones

Alrededor del 80% de los afectados pierden también la capacidad de apreciar sabores.

Un 50% de los pacientes con Anosmia sufren depresión.

 

El Tema: Anosmia. Falta de Olfato, ha sido revisado, elaborado y resumido por la Dra María Julia Romero Martín. Especialista en Medicina Interna, para publicar en:  www.tumedicoaltelefono.es

2 Comentarios

  1. María Angeles Álvarez Vázquez 17 agosto, 2018

    Tengo sinusitis crónica desde hace unos años y tabique nasal desviado. A raíz de un traumatismo craneoencefálico sufro anosmia y estoy con una gran depresión.

    Contestar
    • Dra. Romero Martín 18 agosto, 2018

      Buenos días María Ángeles:

      Supongo que te han hecho estudio de todos tus problemas te han puesto tratamiento para cada uno de ellos. La anosmia puede ser crónica y la sinusitis se alivia con el adecuado tratamiento, así como la depresión.
      Un saludo

      Contestar

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.

Llámanos: 807 405 521 * Condiciones en
portada