Entradas

10
Abr

 

El teléfono 690341080, estará disponible para recibir llamadas, del día 11 al 18 de Abril, de 10.15  a 12.15 horas, aproximadamente.

 

Absceso Epidural Intracraneal

El espacio epidural se localiza entre  la duramadre y los huesos del cráneo.

La infección localizada en ese espacio es lo que se conoce como Absceso Epidural.

A menudo este Absceso atraviesa la duramadre a través de las venas emisarias. A partir de ahí se propaga al espacio subdural con lo que dará unos síntomas similares un Absceso subdural, que ya se expusieron en otra publicación.

Es la infección intracraneal que ocupa el tercer lugar en frecuencia, tras el absceso cerebral y el empiema subdural.

Es raro en niños pequeños, pero si se puede observar en adultos de cualquier edad.

Generalmente la infección se produce por extensión de un foco cercano, bien sea celulitis del cuero cabelludo, mastoiditis, sinusitis, traumatismos infectados o procedimientos quirúrgicos previos, en zonas cercanas.

El Absceso por lo general crece de manera lenta e insidiosa. Y los síntomas pueden estar encubiertos por los de la primera infección.

Síntomas

El síntoma más frecuente es la cefalea, intensa y continua.

Se pueden ir sumando paulatinamente,

Signos focales neurológicos diferentes dependiendo de la localización de la lesión.

Convulsiones generalizadas.

Meningismo y alteraciones más o menos profundas de la conciencia.

Si el Absceso Epidural se localiza en las proximidades del hueso petroso puede presentarse un Síndrome de Gradeningo que se caracteriza por alteraciones en los pares craneales V y VI, dolor facial de un solo lado y debilidad del músculo recto lateral.

Si el Absceso se acompaña de osteomielitis craneal, puede haber edema y celulitis de la cara o del cuero cabelludo.

Diagnóstico

Los métodos diagnósticos son TAC y resonancia magnética. Con preferencia esta última porque va a diferenciar fácilmente los abscesos posoperatorios y posquirúrgicos, las lesiones estériles, o los hematomas crónicos.

Tratamiento

Siempre el tratamiento óptimo es el quirúrgico.

Se ha de administrar al paciente el antibiótico más adecuado haciendo previamente cultivo y antibiograma.

En el tratamiento quirúrgico se utiliza la técnica más adecuada para cada paciente, dependiendo de la localización y el tamaño de la lesión y de la situación general del enfermo.

 

El Tema: Absceso Epidural Intracraneal, ha sido revisado, elaborado y resumido por la Dra. María Julia Romero Martín, Especialista en Neurología y Medicina Interna, para publicar en: www.tumedicoaltelefono.es

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.

Llámanos: 807 405 521 * Condiciones en
portada